La ONU investiga a Saudi Aramco por posibles violaciones de los derechos humanos

La investigación fue iniciada por la ONU y organizaciones ambientales alegando que sus actividades de combustibles fósiles violan los derechos humanos relacionados al cambio climático.

La compañía petrolera estatal saudí, Aramco, fue acusada en una carta por grupos de trabajo de las Naciones Unidas junto a corporaciones transnacionales que sus operaciones «parecen ser contrarios a los objetivos, obligaciones y compromisos del Acuerdo de París sobre el cambio climático« y están «afectando negativamente la promoción y protección de los derechos humanos en el contexto del cambio climático».

La investigación surgió debido a una petición del grupo defensor del medioambiente, ClientEarth al sistema de procedimientos especiales de derechos humanos de las Naciones Unidas para investigar a Aramco.

La ONU ha estado presionando a los países y compañías a acelerar su avance hacia el objetivo de neutralidad en emisiones de carbono, excluyendo construir nuevas fuentes de combustibles fósiles.

Ante las dudas sobre por qué apuntar tan solo a Aramco, la portavoz de la organización ambiental Fran Warburton, expresó que la empresa petrolera es «el mayor emisor corporativo único de gases de efecto invernadero que contribuyen al cambio climático».

«Esperamos que el sistema de Procedimientos Especiales de Derechos Humanos de la ONU sea cada vez más utilizado para llamar la atención legal internacional sobre la responsabilidad corporativa en relación al cambio climático y la naturaleza en los próximos años…en ClientEarth, seguiremos considerando todas las vías legales disponibles» dijo Warburton.

La ONU comentó que la carta fue enviada «sin prejuzgar la veracidad de estas acusaciones»  sin embargo, era una ‘’seria preocupación’’  el impacto que generan en los derechos humanos ‘’actividades como la explotación de combustibles fósiles que contribuyen al cambio climático»  y que representan una ‘’amenaza existencial’’ a estos.

Aunque las investigaciones de la ONU y los grupos ambientalistas no tienen la autoridad legal para cambiar las operaciones de Aramco, sus acusaciones afectan a la empresa de varios formas, incluyendo asentar un precedente que incentive demandas legales de otros actores. Las demandas relacionadas al cambio climático desde mayo del año pasado aumentaron de tan solo 190 hasta 2,341 según el Instituto Grantham de Investigación sobre Cambio Climático y Medio Ambiente.

Otras cartas similares fueron enviados a un banco relacionado a la empresa, así como también a todos los países donde opera, otorgando 60 días para responder ante las acusaciones con el fin de evitar las «campañas de información pública basadas en afirmaciones inexactas, engañosas e infundadas que perjudican la capacidad de los Estados y el público para tomar decisiones informadas relacionadas con el cambio climático.» dijo la ONU.

Compartí tu opinión
Tobías Yapur Alí
Tobías Yapur Alí
Artículos: 36

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *