China se convierte en el primer exportador mundial de automóviles superando a Japón

China ha alcanzado un hito significativo al convertirse en el principal exportador de automóviles a nivel mundial. ¿Cuáles son los factores de su ascenso?

Desde hace años, China es el mercado más grande para las empresas de automóviles del mundo, al mismo tiempo que es el principal productor. Sin embargo, la novedad de este 2023 radica en que se ha convertido en el principal exportador de automóviles del mundo, superando al otro gran productor asiático, Japón.

Según el diario chino “Global Times”, China exportó 1,07 millones de vehículos en el primer trimestre del 2023, un número que lo convierte en el mayor exportador de vehículos del mundo, y que también, supone un crecimiento interanual del 58,3%.

Como podemos ver en el gráfico elaborado por el Financial Times, las exportaciones chinas muestran un crecimiento exponencial. Durante el 2022, superó ampliamente a Corea del Sur y Alemania.

Ahora bien, ¿a qué se debe esta pronunciada curva de exportaciones chinas?

Algunos factores que explican el ascenso chino

1- Sobreproducción local

Según el Financial Timesuno de los impulsores de las exportaciones chinas son los problemas estructurales de su industria nacional. Plantean que la discrepancia entre la producción y la demanda local se ha dado por una mala previsión de las tendencias del mercado. La disminución de los automóviles con combustión, la popularidad de los vehículos eléctricos, y el crecimiento de la movilidad compartida en una población urbanizada, son tres factores que explican esta caída de la demanda interna.

Según información de la firma de asesoramiento Automobility, los volúmenes de ventas en China alcanzaron su punto máximo en 2017, y se estancaron en línea con el desaceleramiento del crecimiento económico y de la clase media en el país.

El resultado de estas malas previsiones ha sido una sobreproducción de vehículos en el gigante asiático. De esta manera, Bill Russo, ex jefe de Chrysler en China y fundador de la firma de asesoramiento Automobility, comentó para el FT que tienen un exceso de 25 millones de unidades.

Además, agregan que “el problema de la sobrecapacidad está afectando tanto a empresas locales como Chery, SAIC, BYD, Geely y Changan, como a un número creciente de grupos extranjeros. Empresas como Tesla, Ford, Nissan y Hyundai se encuentran entre las que están reorientando sus fábricas chinas hacia los mercados de exportación”.

2- Sanciones a rusia

El siguiente factor explicativo lo encontramos en las sanciones occidentales a Rusia luego de la invasión a Ucrania. Debido a las sanciones, marcas occidentales como Toyota, Volkswagen y otros fabricantes de automóviles globales cerraron sus fábricas en Rusia y se retiraron del mercado. 

Este fenómeno dio lugar a que los fabricantes de automóviles chinos llenarán ese vacío. De esta manera, según Nikkei Asiael mayor comprador de vehículos chinos durante el primer trimestre del año fue Rusia, con una importación de aproximadamente 140.000 unidades, triplicando así las cifras del año previo.

3- Electromovilidad y Políticas Públicas

El gobierno chino ayudó desde el principio a la industria nacional de vehículos eléctricos, ofreciendo incentivos fiscales para la producción y la venta de estos vehículos. Además, colaboró con el desarrollo de infraestructura para la carga e integración de los vehículos eléctricos al mercado.

Este viraje del mercado de automóviles por la transición energética ha impulsado el ascenso de China como exportador de vehículos. Las exportaciones del primer trimestre de vehículos de energía nueva, que incluyen vehículos eléctricos e híbridos, aumentaron un 93% interanual, alcanzando las 380.000 unidades. Este tipo de vehículos representaron aproximadamente el 40% de las exportaciones totales de automóviles de China.

Por compañía, la división de Tesla en China fue el principal exportador de vehículos de energía nueva con 90,000 unidades, según los medios chinos. Le siguieron la unidad de vehículos de pasajeros de SAIC Motor con 50,000 unidades, y BYD con 30,000 vehículos”.

Es importante remarcar que China está logrando un cuasi monopolio en lo que se refiere a la producción de baterías y placas solares, ambas muy importantes para la producción de autos eléctricos y “dos de los pilares que van a sostener la producción y almacenamiento de energía a nivel global en el futuro”, según El Economista.

Conclusión

China ha alcanzado un hito significativo al convertirse en el principal exportador de automóviles a nivel mundial en el primer trimestre del 2023. A pesar de ser durante mucho tiempo el principal mercado y productor de vehículos, este nuevo logro resalta la creciente influencia de China en la industria automotriz global. En síntesis, China se perfila como un actor clave en el panorama automotriz y energético mundial.

Compartí tu opinión
Lisandro Matamala
Lisandro Matamala

Estudiante avanzado de la licenciatura en Relaciones Internacionales en la Universidad Nacional de Rosario. Mis áreas de interés son la economía y las finanzas internacionales, centrándome especialmente en la intersección de éstas con la geopolítica mundial.

Artículos: 56

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *